La Ribeira Sacra
escondida

"La Ribeira Sacra es uno de los secretos mejor guardados del interior de Galicia"

¡Hoy nos vamos de ruta turística!

En este paraíso llamado Ribeira Sacra puedes realizar diferentes actividades en la naturaleza. Se encuentra a solo 30 minutos de Ourense y 1 hora de Lugo. ¡Es el lugar perfecto para realizar una escapada!

Por eso hemos realizado, solo para ti, este mapa con puntos de interés, que se dividen en cuatro categorías:

  1. Miradores y observatorios, desde los que podrás disfrutar de las mejores vistas.
  2. Senderismo y paseos, para descubrir el patrimonio, la flora y la fauna de la Ribeira Sacra en primera persona.
  3. Petroglifos, para conocer las primeras huellas de la historia en nuestra Ribeira.
  4. Ruta del arte románico, para ser testigo de las impresionantes edificaciones románicas de este bello lugar.

Miradores y observatorios

¿A quién no le gusta disfutar de unas buenas vistas?

La Ribeira Sacra es conocida por su paisajes llenos de verde y árboles frondosos. La zona comprende un territorio de 6 ayuntamientos ourensanos y 8 lucenses. El lugar más representativo es el cañón del río Sil, que abarca los últimos 25 kilómetros del río anteriores a su desembocadura en el Miño, en la localidad de Os Peares.

Ningún viaje está completo sin una visita un mirador, un lugar que te permita admirar las vistas del lugar en todo su esplendor. Te recomendamos realizar la primera visita un día soleado, que no haga mucho calor, y llevar calzado cómodo, ya que no siempre es fácil llegar a ellos. Si el lugar te gusta, deberías volver por la noche, disfrutar del atardecer y de la noche estrellada.

Esta es la selección de los mejores miradores desde los que disfrutarás de unas impresionantes vistas:

Situado a más de 400 metros de altura nos brinda vistas al cañón y a los viñedos. Antiguamente a su alrededor se encontraba un poblado castreño y recientemente se construyó una capilla en honor a San Amaro.

 

Este mirador situado en el río Cabe es uno de los más desconocidos por los turistas, pero uno de los básicos de los lugareños. Desde él podrás observar el Monasterio de Santo Estevo de Ribas do Sil al otro lado del río, una joya en la que te puedes hospedar.

 

Situado a 700 metros, te ofrecerá unas vistas globales espectaculares, y te permitirá observar las aves de la zona como la Águila Real. Lo recomendamos especialmente para personas aficionadas al mundo de la ornitología y la fotografía.

 

Senderismo y paseos

¡A andar se ha dicho!

El senderismo está cada vez más de moda, o hiking como lo llaman los ingleses. Galicia cuenta con muchas rutas para hacer en todo su territorio, y estas que te proponemos son aptas para amateurs. Además, la arboleda te protege de las altas temperaturas en verano.

¡Elige una ruta y todo el mundo querrá acompañarte!

Te dejamos aquí nuestras 3 rutas favoritas, ordenadas de menor a mayor duración.

Esta ruta consiste en un tranquilo paseo hasta la llegada a la Fervenza de Portizó, aunque esos 600 metros no son aptos para personas con movilidad reducida o temerosas de las alturas. El riachuelo que atraviesa el pueblo de Portizó desemboca en el río Cabe, dejando a su paso una impresionante sucesión de cascadas.

La ruta de los molinos te acercará a la Galicia más artesanal. El viaje comienza en Pouso do Branco, y recorre 1,5 kilómetros bordeando el río Xabrega, hasta desembocar en los cañones del Sil en forma de cascada. Un total de 30 edificaciones, algunas ya restauradas, se distribuyen por el camino, haciéndote revivir tiempos antiguos e imaginar como se molía el trigo.

Esta ruta comprende un tramo lineal desde San Miguel de Rosende hasta Os Chancís. La duración estimada es de 4 horas y 15 minutos caminando, aunque también es apta para realizar en bicicleta. El viaje inicialmente recorre pueblecitos con sus característicos viñedos sobre bancales. Más tarde atravesarás un bosque de pinos, llegando hasta un pequeño regato (en el que se encuentran molinos restaurados) que finaliza en el embarcadero de Os Chancís.

Petroglifos

¿Quién no ha pensado alguna vez en descifrar códigos como un espía?

Visitar petroglifos es toda una experiencia de creatividad mental, y una actividad perfecta para hacer con los más pequeños.

Estos son algunos de los petroglifos de la zona, y con un poco de suerte, ¡quizás de encuentres alguno más de camino!

Hace un par de años por un vecino de la zona lo descubrió en uno de sus paseos. La roca mide 6 metros de largo y 3 de ancho, con una superficie cubierta por círculos y semicírculos concéntricos. Estos últimos reciben el nombre de coviñas, y son característicos de la tipología atlántica.

¡Presta mucha atención, y quizás descubras uno tú también!

 

Este gravado geométrico se encuentra en la localidad de Sober, cerca del río Baldeiros. El mismo está formado por combinaciones circulares unidas por líneas de puntos y cruces.

La tradición popular oral cuenta que el petroglifo son las marcas del caballo de Santiago después de una pelea contra los moros. Desde ahí, se dice que salto a Cerderiñas, cerca del monasterio de Santo Estevo, donde las marcas son en forma de cueva.

 

La iglesia es uno de los ejemplos del tardorrománico que conservamos en la Ribeira Sacra. Se construyó entre los años 1200 y 1225, formando parte de un monasterio de monjas beneditinas. En representación del románico encontramos escenas bíblicas, una sola nave rectangular y capiteles con motivos vegetales. Además, el tramo presbiteral está cubierto con una bóveda de crucería apoyada sobre capitel-ménsulas, muy característico de la arquitectura tardorrománica galaica.

La iglesia de San Vicente de Pinol es de origen románico, con varias reformas posteriores que incluyeron otros estilos. La parte románica de la construcción engloba una planta de cruz latina, arcos de medio punto, columnas con capiteles de diseño vegetal y un rosetón con la estrella de David. En el interior, encontramos pinturas murales de estilo renacentista con escenas de la Pasión de Cristo y de figuras eclesiásticas.

La iglesia fue construida en estilo románico, pero posteriormente incluyeron otros en la reforma de finales del S. XVIII. Sigue conservando elementos románicos como la planta basilical formada por tres naves, los arcos de medio punto, el rosetón y una gran espadaña en su fachada.

Esta iglesia está situada en Proendos, un pueblo lucense. Posee elementos del estilo románico: una sola nave de forma rectangular, con arcos de medio punto, bóveda de cañón; y también del estilo renacentista en la pintura, por ejemplo, el uso de la perspectiva.

La iglesia está situada en la localidad de Canaval, en la provincia de Lugo. La nave presenta una planta rectangular con un arco de medio punto. Desde el exterior se observa la españada y el pórtico simple y con arco de medio punto.

Románico

Si te gusta el arte te recomendamos visitar los monasterios e iglesias de la Ribeira Sacra. Encontrarás edificaciones pequeñas y con mucho encanto, que suponen una muestra del estilo románico en Galicia.

Un agradable paseo para admirar la belleza de las obras y como el paso del tiempo ha afectado a las creaciones.

Los monasterios más apegados al fluir del Sil son los de Santo Estevo de Ribas de Sil y el de Santa Cristina. Al primero, convertido en establecimiento hostelero, se accede desde la localidad de Luíntra (Nogueira de Ramuín) o, si queremos alargar el camino, por el monasterio de San Pedro de Rocas (desvío en la OU-536 en Tarreirigo, Esgos). El Centro de Interpretación do Cenobio de Rocas, considerado el primero de Galicia, le da un valor añadido a la visita. Al de Santa Cristina, desde Parada de Sil por una carretera de ida y vuelta. La bajada hasta este monasterio se realiza entre la espesura de árboles centenarios. También desde Parada de Sil, una breve pista de tierra conduce hasta los denominados Balcones de Madrid. Se trata de un mirador de vértigo sobre el abismo, y en la otra orilla del río veremos el santuario de Cadeiras (Sober) y la llanura de Monforte como horizonte. No faltarán en el camino otros miradores, como el andamiaje entre Vilouxe y Caxide donde el cañón alcanza su máxima altitud.

En este sector casi todos los monasterios están situados en el margen izquierdo. Las mejores posibilidades de acceso se situan desde Chantada y Monforte de Lemos. Iglesias como la de A Cova, San Miguel de Eiré, San Fiz de Cangas; o el convento de San Salvador en la capital municipal de Pantón, Santo Estevo de Ribas de Miño y San Paio de Diomondi hacen de la Ribeira Sacra del Miño una auténtica ruta del románico.

Abrir chat
Hola ????
¿En qué podemos ayudarte?